Implantación de un Marcapasos | Biotronik

Imagen
physician and patient
grey
top_left
Off
lime
none

Procedimientos

Implantación de un marcapasos

La bradicardia consiste en un ritmo cardíaco lento, lo cual no implica necesariamente que el paciente tenga un problema de salud subyacente. Los atletas, por ejemplo, pueden tener ritmos cardíacos en reposo muy lentos y estar perfectamente sanos. Sin embargo, si el ritmo cardíaco lento no permite proporcionar suficiente sangre y oxígeno al cuerpo, significa que la bradicardia es un problema grave de salud. Una bradicardia no tratada puede provocar insuficiencia cardíaca o muerte súbita cardíaca. La única manera de tratar la bradicardia a largo plazo es la implantación de un marcapasos. Los marcapasos son un pequeño dispositivo que se implanta por debajo de la piel o del músculo del pecho cerca de la clavícula. Se conecta al corazón con uno o dos electrodos (también llamados «cables») y su función es la de «cronometrador» artificial del corazón. El marcapasos monitoriza continuamente la actividad cardíaca y envía impulsos eléctricos para restablecer el ritmo normal si el latido es demasiado lento o irregular.


Antes de la cirugía

Su médico le dará instrucciones detalladas sobre cómo prepararse para la cirugía. Por lo general, se recomienda a los pacientes dejar de tomar anticoagulantes varios días antes de la intervención. Si toma otros medicamentos con regularidad, pregunte a su médico si debe continuar tomándolos durante el periodo previo a la cirugía. Además, no debe comer nada durante unas 12 horas antes de la implantación.


Implantación de un marcapasos

La implantación de un marcapasos es una cirugía relativamente simple que tiene una duración de dos a cuatro horas. Recibirá antibióticos para reducir el riesgo de infección. La intervención se lleva a cabo bajo anestesia local y, en ocasiones, bajo sedación. No es una cirugía a corazón abierto.
Después de preparar el lugar de la incisión, el médico realizará un pequeño corte en la parte superior del pecho, muy por debajo del hombro. A continuación, insertará cables especiales en una vena principal cerca de la clavícula. Mediante el uso de rayos X para tener visibilidad, el cirujano guiará los cables a través de las venas y los colocará en las cavidades superiores e inferiores del corazón. Tras ello, el médico implantará el marcapasos en un «bolsillo» debajo de la piel en el lugar de la incisión. Posteriormente, conectará los cables al dispositivo y lo programará para que satisfaga sus necesidades médicas. Después de comprobar que el marcapasos funcione correctamente, el médico cerrará la incisión con varios puntos.


Después de la implantación

Por lo general, permanecerá en el hospital durante uno o dos días después de la implantación. Escuche a su médico y siga sus indicaciones.
Una vez en casa, vigile cómo cicatriza la incisión. El rango de movimiento de su brazo probablemente será limitado hasta que la herida esté completamente curada. En algunos pacientes, el marcapasos forma una pequeña, aunque visible, protuberancia debajo de la piel. La mayoría de los pacientes se acostumbran a ello rápidamente.
Los campos magnéticos y las radiaciones electromagnéticas pueden influir en la funcionalidad del marcapasos. Consulte a su médico sobre qué tipo de dispositivos pueden afectar al marcapasos y cómo evitarlos, y lea el folleto para el paciente. Lleve siempre consigo su tarjeta de identificación de paciente. En una emergencia médica, sirve para evitar que los médicos realicen pruebas o procedimientos que puedan interferir en el funcionamiento del dispositivo.
Si tiene alguna pregunta acerca de su nuevo marcapasos, póngase en contacto con el equipo de atención al cliente de BIOTRONIK escribiendo por correo electrónico a patients@biotronik.com. Le responderemos en el plazo de un día hábil.